nunca he oído a un pájaro quejarse del fríoEl invierno nos deja bonitas estampas, fiestas en familia y amigos y otras muchas cosas entrañables. Pero tiene una pega: hace frío. Si notas que tu casa empieza a ser un lugar incómodo, que el sitio más cálido es al lado de la nevera abierta, o que por el pasillo se podría hacer patinaje sobre hielo, ha llegado el momento de que te prepares para el frío. En realidad ese momento era hace dos meses, pero bueno…